Cuando lo virtual se vuelve real

privacidadSon conocidos los casos de personas que pierden el trabajo gracias a que algún jefe o persona importante dentro de su ámbito laboral, revisó su perfil de Facebook, sus twitts o los últimos posts de sus blogs.

El mundo virtual avanza demasiado rápido. Cada día se suman millones de personas a la Internet, abriendo blogs, cuentas en redes sociales y suscribiendose en númerosos servicios de dudosa fiabilidad que surgen continuamente. El problema está en que el conocimiento de la gente no avanza sobre el funcionamiento de la Internet no avanza a la misma velocidad, dejando a muchos expuestos a riesgos que ignoraban, y en muchos casos logrando convertir las “maravillas de la tecnología” en un infierno de la realidad.

Últimamente surgieron muchos casos relacionados con Facebook. Son varias las noticias que trascendieron entre los blogs y los medios digitales sobre personas que perdieron su trabajo sólo por decir que el mismo era aburrido, o por haber subido fotografías en estado de ebriedad o mostrándose de una manera que la empresa considera negativa para su imagen. A pesar de que Facebook intentó adueñarse de nuestra vida, tiene que existir en nosotros, los usuarios, conciencia en la utilización de estos servicios. Debemos saber que cada cosa en la Internet está accesible a todo el mundo, y que las cosas pueden ir mucho más lejos que una broma entre amigos.

Pero no todos los riesgos de la Internet afectan a los que menos entienden del tema e ingresan en este mundo sin la debida educación en el tema, sino que también algunos de nosotros, los que mantenemos un blog, varias veces escribimos cosas que pueden tener trascendencia en el mundo real. Sea por que el contenido es polémico, o cuenta alguna anécdota personal que involucra a alguna otra persona, hablar de más puede traernos muchos problemas. Yo mismo me vi envuelto en un problema, del cual todavía no puedo resolver con un profesor de la facultad. Ahora, a pesar de que no me arrepiento de haber podido expresar mi opinión sobre el tema, estoy envuelto en varios trámites para liberarme de las consecuencias de un profesor que no tomó muy bien mis palabras.

Cualquiera sea nuestra actividad en la Internet, tenemos que andar con cuidado. El mundo virtual muchas veces se conecta con la realidad, y uno nunca puede saber quién está del otro lado, o lo que un chiste, un comentario o un opinión mal expresada (o bien expresada pero por canales no correspondientes) puede llegar a provocar en nuestra vida. Aprendamos que cada rastro de nosotros en la Internet es responsabilidad nuestra. Mantengamos nuestra privacidad, y pensemos varias veces si queremos compartir algo y si Internet es el mejor canal para hacerlo.

Post escrito por Sergio Vallejo blogger de PC Tux, para la Iniciativa Blooger Invitado. Si quieres formar parte de ella ponte en contacto conmigo.

Hernan Cabrera

Argentino, blogger y laburante de Internet desde 2005, tengo el placer de vivir de lo que me gusta. Hoy ocupo mi tiempo en mantener una red de sitios multitematica y buscar nuevos nichos de mercado. Me pueden seguir en Twitter @HernanMDQ

2 comentarios en «Cuando lo virtual se vuelve real»

  • el 08/03/09 a las 10:08
    Enlace permanente

    Digamos que no hay una diferencia entre el mundo real y el mundo virtual, no hay un IRL (in real life) y un IVL (in virutal life), porque las dos son reales, digamos que en ese sentido prefiero el termino AFK (away from keyboard).

    Ahora si, es verdad que muchos de nosotros con las redes sociales, voluntariamente dejamos que nuestras vidas privadas se vuelvan publicas, que todo el mundo sepa que hacemos, que dejamos de hacer, si cortamos con una novia, que comimos en la mañana, de pronto todo el mundo sabe todo de vos, y me parece que la gente a veces no entiende que publicar comentarios en un blog, website, red social, chat asincronico, etc, es igual que colgarlo en la cartelera de la facu o del edificio, esta ahi para que todos los que pasen la lean, y uno nunca sabe quien puede llegar a pasar, pero en este mundo de relaciones interpersonales que son cada vez menos AFK, algunos tiene la necesidad compulsiva de compartirlo todo, sin medir consecuencias.

  • el 08/03/09 a las 11:16
    Enlace permanente

    yo de echo tengo un familiar que me sigue por twitter y no es nada agradable :S

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.